Quimioterapia Regional (RCT)

Aquí encontrará respuestas a preguntas básicas:

  1. ¿Qué es la Quimioterapia Regional (RCT)?
  2. ¿Cuál es el mecanismo de acción de la Quimioterapia Regional?
  3. ¿Cuáles son las ventajas de la Quimioterapia Regional?
  4. ¿Qué técnicas de RCT existen?
  5. ¿En qué tipo de cáncer es particularmente beneficiosa la RCT?
Regionale Chemotherapie (RCT)

1. ¿Qué es la Quimioterapia Regional (RCT)?

La Quimioterapia Regional (RCT) es definida como quimioterapia local, es decir, restringida a una parte o región del cuerpo u órgano. Se administra el medicamento (agente citostático o fármaco terapéutico) a través de la arteria que irriga el tumor o la región tumoral. Por definición, la terapia se administra regionalmente a través de una arteria. De esa manera, una gran cantidad del agente citostático se absorbe dentro del tejido durante el primer paso a través del tumor. Justo después de esta terapia se somete a la sangre a la quimiofiltración para limpiarla y eliminar el exceso de medicamento. De esta forma se logra reducir notablemente los efectos secundarios que padecerán los pacientes. Esta observación fue hecha por primera vez por Klopp y Biermann al inicio de la década de los 50 del siglo pasado en los EE.UU.

2. ¿Cuál es el mecanismo de acción de la Quimioterapia Regional?

Con ayuda de la Quimioterapia Regional pretendemos dañar el tumor y reducir fuertemente los efectos secundarios del paciente. La Quimioterapia Regional es efectiva en los llamados “tumores sólidos“. Sin embargo, no todo los tumores responden igualmente a la quimioterapia altamente concentrada.

Algunos tumores requieren una concentración extremadamente alta de agentes citostáticos (medicamentos antitumorales), mientras que otros responden a concentraciones bajas. Como regla general, es necesaria una concentración seis veces más alta que las usadas en quimioterapia tradicional para destruir totalmente un tumor sólido. Varias técnicas RCT alcanzan concentraciones del agente citostático de 3 a 10 veces más altas en el tumor comparados con la quimioterapia tradicional y, en casos extremos, hasta 80 veces la concentración.

El éxito terapéutico depende fundamentalmente de la irrigación sanguínea del tumor. Aunque a través de la ruta arterial directa solo se puede dirigir una cantidad pequeña de agente citostático a una área tumoral pobremente vascularizada. La irrigación sanguínea también se puede ser reducir o bloquear por influencias secundarias, por ejemplo, por procedimientos quirúrgicos previos con formación de cicatrices o radiación prequirúrgica.

La meta de la Quimioterapia Regional es reducir el tumor prequirúrgicamente a tal punto que la operación sea lo menos invasiva posible. En el mejor de los casos, el tumor desaparece completamente incluso antes de la cirugía.

3. ¿Cuáles son las ventajas de la Quimioterapia Regional?

Ya que la Quimioterapia Regional está siempre limitada a una sola región corporal u órgano, en el resto del cuerpo se han reportado efectos secundarios menores y más leves a pesar del fuerte impacto local en el tumor. Además, debido a la detoxificación sistémica a través de la quimiofiltración que se lleva a cabo después de la cirugía terapéutica, la Quimioterapia Regional se tolera muy bien subjetivamente en el 95% de los casos. La calidad de vida resulta menos afectada y algunas veces hasta mejora rápidamente después del tratamiento. Raramente se observan náuseas y vómitos después del tratamiento.

4. ¿Qué técnicas de RCT existen?

Las técnicas que aplicamos, en el marco de la RCT, son diseñadas para ser lo menos invasivas posible.

I. Infusión arterial a través de angiocatéter

Para la infusión arterial se introduce un catéter dentro de la arteria en la región de la ingle bajo anestesia local y se desplaza hasta situarlo en la región del tumor guiado por rayos X.

Ventaja: Es un procedimiento menos invasivo.
Desventaja: El paciente debe estar en cama durante la terapia (3 ó 4 días).

Ilustración: Angiocatéter en la arteria celíaca para Quimioterapia Regional de metástasis en el hígado de un carcinoide del intestino delgado. Estas metástasis están tan bien vascularizadas que pueden presentarse por medio del contraste aplicado en la arteria.

II. Infusión arterial a través de implantación quirúrgica de un sistema de catéter arterial tipo Port

En este método, durante una intervención quirúrgica, se implanta un catéter arterial dentro de la arteria que irriga el tumor. De esta manera es posible tratar el tumor cuantas veces sea necesario sin repetir el procedimiento de implantación.

Ventaja: El paciente puede levantarse de la cama después de la cirugía, ya que se aplica la infusión arterial a través de punción directamente al catéter. La operación provee mejores datos en relación con la expansión del tumor.

Desventaja: Los mismos riesgos de cualquier intervención quirúrgica.

Infusión intraarterial en el cáncer de mama derecho a través de un catéter subclavio tipo Jet Port Allround. Este procedimiento permite una terapia arterial con altas concentraciones de citostáticos en el área derecha de la pared torácica, axila y cuello. De esa manera, se incluyen todas las áreas de drenaje linfático.

Catéter subclavio tipo Jet Port Allround. La punta del catéter se fija en la arteria, la porción (la cámara para inyectar) se coloca debajo la piel. Esto hace posible un acceso cómodo para la quimioterapia intraarterial.

III. Quimioembolización

La quimioembolización se lleva a cabo principalmente en el caso de tumores y metástasis en el hígado. En esta terapia los vasos sanguíneos de menor calibre (capilares) se obstruyen con micropartículas y el agente citostático se mantiene en el área del tumor, lo que producirá hipoxia (falta de oxígeno) como consecuencia de la obstrucción del flujo sanguíneo.

IV. Perfusión aislada

La perfusión aislada también se hace quirúrgicamente durante una operación. Se realiza aislando un órgano o una región del cuerpo utilizando sistemas de catéter e irrigando esa región con un agente altamente citostático. Previamente a la perfusión aislada, o simultáneamente, se puede suministrar calor al tumor (piretoterapia) y/o se puede reducir el contenido de oxígeno en la sangre, después de la administración del agente citostático. Con ciertos agentes citostáticos, esto resulta en una toxicidad tumoral de hasta diez veces mayor.

Resultado: El tumor desaparece más rápidamente.

Órganos o partes del cuerpo que pueden perfundirse de manera aislada:

  • Extremidades (brazos y piernas)
  • Tórax (pulmones, pared torácica y cabeza)
  • Abdomen
  • Pelvis
  • Hígado

Para eliminar el exceso de agentes quimioterapéuticos en la circulación sistémica, siempre se aplica quimiofiltración después de la fase de perfusión aislada. El paciente experimenta pocos efectos secundarios.

Perfusión torácica aislada

Perfusión aislada de la cavidad abdominal

Perfusión aislada de la cavidad pélvica

Esquema Perfusión aislada del hígado

Esquema Perfusión aislada del hígado con catéter de doble balón

¿En qué tipo de cáncer es particularmente beneficiosa la RCT?

La indicación de Quimioterapia Regional está orientada a si el tratamiento promete ser exitoso o no. Esto depende de la sensibilidad y la irrigación sanguínea (vascularización) del tumor y de las metástasis. En este caso, los tratamientos recibidos anteriormente constituyen un papel muy importante, ya que las intervenciones anteriores podrían afectar o alterar la irrigación del área específica por medio de la cicatrización. Una quimioterapia intensiva anterior puede provocar la resistencia del tejido tumoral. Esta resistencia puede, a su vez, ser contrarrestada a través de un incremento local de la concentración de agentes citostáticos.

A mayor volumen corporal afectado por el tumor, que por ejemplo se perfundirá aisladamente, menores son las posibilidades de éxito con la dosis total de agentes citostáticos administrados. Si se distribuye el agente quimioterapéutico en áreas más grandes, se reduce la concentración local en el área específica, lo que se acompaña de un efecto antitumoral reducido.

Hemos clasificado la indicación para RCT, según las posibilidades de éxito, en tres grupos:

I. Tumores con respuesta favorables:

  • Cáncer mamario (carcinoma mamario y metástasis)
  • Tumores de cabeza y cuello
  • Carcinoma del estomago
  • Carcinoma de la vejiga
  • Carcinoma de la próstata
  • Carcinoma del ovario
  • Carcinoma colangio-celular
  • Carcinoma anal
  • Carcinoma de células renales (Hipernefroma)
  • Carcinoma del tiroides
  • Carcinoma esofágico
  • Carcinoides


II. Tumores con tasas de respuesta de buenas a moderadas:

  • Carcinoma bronquial
  • Carcinoma pancreático
  • Carcinoma de célula hepática
  • Sarcoma de abdomen bajo
  • Melanoma maligno
  • Cáncer cervical


III. Tumores con tasas de respuesta de pobres a moderadas:

  • Carcinoma de colon y rectal
  • Cáncer de los conductos biliares y de la vesícula biliar

To top

Esquema: Principio de quimiofiltración

Esquema: Quimiofiltración